artículos de cine, cine
Dejar un comentario

De la realidad a la ficción: 7 películas sobre la mala política

La política se encuentra a la orden del día y más en estas últimas semanas. Tras las últimas circunstancias, el panorama internacional se encuentra casi literalmente loco. Eso sí, no hay que olvidar un detalle muy importante: el cine también tiene sus malos políticos y es importante recordarlos. Aunque sea como revisión de nuestra propia conciencia y por la gran crítica que esconden detrás.

1. Leviatán (2014)

leviatan-1_zpscipoamye

Muchos la reconocerán por su nominación a Mejor Película de Habla Inglesa en los Oscar de 2014. Otros tantos por la gran polémica que levantó dentro de su país de origen y que levantó cierta quemazón dentro del gobierno de Putin. Leviatán, dirigida por Andrei Zvyagintsev, nos narra la historia de Kolia, un hombre huilde cuyo hogar se encuentra en peligro por culpa del alcalde; un hombre que, ante la negativa a vender, buscará métodos mucho menos ortodoxos. Con este panorama, el filme nos retrata la sociedad rusa actual y las injusticias que se ven obligados a aguantar. Un lugar donde impera la corrupción y sus habitantes se ven obligados a cruzarse de brazos.

2. Ha vuelto (2015)

ha-vuelto_zpsk9qsz8rn

¿Qué hubiese sido del mundo si Hitler nunca hubiese desaparecido del todo? Esta es la hipótesis que plantea Ha vuelto, un falso documental basado en la novela de Timur Vernes, que nos muestra la visión del dictador nazi acerca de la Alemania actual. Aunque en clave de humor, la película supone una crítica clara a una forma de pensar y de actuar en la sociedad actual. Una catarsis colectiva que ensalza a los “monstruos”, abriendo viejas heridas que es mejor mantener cerradas. Sin duda alguna, un título que dará mucho que pensar sobre la facilidad de manipular la opinión pública, la política y la creación contemporánea de los “heroes”.

3. Agenda Oculta (1990)

agenda-oculta_zpsomvlwzip

Paul Sullivan e Ingrid Jessner se encuentran investidando un caso sobre el trato a los presos del IRA, en Belfast. Sin embargo, sus indagaciones les llevarán por un tortuoso camino que incluirá al mismísimo gobierno de Margaret Thatcher. Una intrigante trama que mucho tiene que ver con el thriller y con realismo áspero que mucho tiene que convierten a la obra de Ken Loach en todo un ejemplo sobre la búsqueda de la verdad. Todo ello en mitad de una tormenta política que nada a contracorriente.

4. In the Loop (2009)

in-the-loop-di-02_zpsg7ilvrik

La critica la aclamó como una de las comedias británicas más brillantes del año. In the Loop se centra en la relación entre el Presidente de los Estados Unidos y el Primer Ministro británico y su idea de iniciar una guerra. Con una acidez brillante, la película nos demuestra la cara más boba y realista de la política, en un juego donde el tira y afloja son el principal elemento. Armando Ianucci  se nutre de un elenco brillante y una historia que, lejos de ser complicada, se alimenta de los diálogos y la ironía, como puro reflejo del estado actual. Una forma de reflejar la facilidad con la que dos idiotas tienen al mundo en sus manos.

5. Los idus de marzo (2011)

los-idus-de-marzo_zpsojuwifqp

Y si hay que hablar de manipulación no podemos olvidar Los idus de marzo. Protagonizada por George Clooney y Ryan Gosling, la película nos demuestra la falicidad de manipulación en la mente de los votantes y los medios de comunicación. Un drama que, sin caer en lo maquiavélico, se muestra elegante ante una crítica feroz a los perfiles políticos que se encuentran a día de hoy. También con un punto muy claro e importante: no importa el partido del que provenga ni sus ideas. Lo importante, en este caso, es la victoria, sea como sea.

6. El mensajero del miedo (2004)

el-mensajero-del-miedo_zpstbcbenyt

Volvemos a los secretos que esconde el gobierno. El comandante Bennett Marco comienza a tener sospechas sobre uno de sus compañeros al que tachan de heroe, sobre todo tras su presentación hacia la vicepresidencia. Así, Marco, interpretado por Denzel Washington comenzará una investigación para averiguar la verdad sobre su compañero Shawn antes de su llegada a la Casa Blanca. Una historia que nos demuestra, una vez más, la mano que mece la cuna de la “verdad”. Un remake del clásico de 1962, que redirige la mirada a la creación de heroes que, al final, terminan siendo más villanos que ningún otro. ¿Lo peor? Todos ellos alimentados por la opinión pública.

7. El gran dictador (1940)

el-gran-dictador_zps74tbzmff

Clásico entre los clásicos, El gran dictador no se podía quedar fuera en una lista sobre las figuras políticas. En ella, Chaplin nos muestra una antítesis de Hitler y su toma de decisiones durante su época de mandato, todo ello con una sátira muy clara y directa. Uno de los imprescindibles para cualquiera y que busca, a través de las risas, remover la conciencia del espectador. Todo una revelación para la época. De hecho, después de su publación se denominó como la primera película “antinazi” de la historia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s