artículos de cine, cine
Dejar un comentario

7 mujeres del mundo del cine que nos inspiran

Hoy, 8 de marzo, se celebra el Día Internacional de La Mujer y a lo largo de todo el mundo se sucederán protestas y manifestaciones para defender los derechos de la mujer frente al desequilibrio que aún existe en la sociedad entre ambos sexos. Es por eso que en No Submarines no hemos querido desaprovechar la oportunidad para aportar nuestro granito de arena y celebrar este día hablando de mujeres del mundo del cine que consideramos grandes fuentes de inspiración.

Kate Winslet (por Lidia Baños)

katewinslet

Cuando Kate Winslet tenía 14 años, su profesor de interpretación le dijo que le iría bien en el cine si se conformaba con papeles “de chica gorda”. Actualmente, es una de las actrices más valoradas del mundo, tiene un Óscar en su mesilla por The Reader y cinco nominaciones, además de gozar de un gran reconocimiento entre crítica y público. Ha trabajado para directores tan dispares como James Cameron, Steven Spielberg o Sam Mendes, y entre sus próximos proyectos destaca un drama dirigido por Woody Allen. Sí, todo esto es lo que ha conseguido esa “chica gorda” a la que juzgó su profesor.

Precisamente, es por eso por lo que nos inspira Kate Winslet. Nunca hizo caso a los que dudaron de ella y ha trabajado duro para cumplir sus sueños. Como actriz, se deja la piel en todos sus papeles, personajes femeninos inteligentes y poderosos. Como figura pública y persona, es un ejemplo de lucha contra los estereotipos y los cánones de belleza que asfixian a muchas mujeres tanto pertenecientes a la industria del cine, como externas a ella.  

Si tuviéramos que elegir una Kate Winslet, no sabríamos con cuál quedarnos. En un principio pensamos en su mítica Rose DeWitt, porque Titanic es una película que a la redactora que os escribe le marcó mucho cuando era pequeña y es imposible obviarla. Después recordamos a la implacable Iris Simpkins de The Holiday y a la desgarradora April Wheeler de Revolutionary Road. Pero… ¿cómo olvidar a la excéntrica Clementine de Eternal Sunshine of the Spotless Mind? Todas y cada una de esas Kate Winslet, de esos retos interpretativos, de esas mujeres fuertes, nos han incitado a aspirar alto y a no rendirnos jamás. No podemos decantarnos por una, las amamos a todas ellas.

Leticia Dolera (por Ana Belén Blanco)

leticiadolera

Una vez, una jefa de casting dijo las siguientes palabras a Leticia Dolera: “Si tienes más de treinta años, no digas tu edad” ¿Qué ocurrió a continuación? ¿Se achantó? Muy al contrario de lo que se pueda pensar, este hecho puntual le hizo reforzar aquello por lo que a día de hoy continúa dando voz: la igualdad.

Y es que si hay que hablar de marca nacional, no podía ser otra que ella. Una de las mujeres que ha apoyado la lucha feminista, tanto dentro como fuera del cine. Personajes como el de Clara en Rec 3: Génesis (papel que le hizo ganar numerosos y muy merecidos premios)  marcarán siempre la muestra de fiereza de una mujer capaz de matar zombies con un incómodo vestido de boda. Una muestra de que las protagonistas también saben despertarse de sueños eternos, encarar a la bruja malvada o cargarse al dragón con una motosierra si la ocasión lo requiere. También lo ha demostrado así en su ópera prima como directora, Requisitos para ser una persona normal, la simple historia de toda una generación que lo único que necesita es un poco de comprensión. Y una protagonista que resuelve sus propios terrores de la vida para convertirse en la persona más magníficamente anormal del mundo. Cabe decir que a ello le anteceden títulos de la talla de Imagining Argentina, De tu ventana a la mía o Imago Mortis. También ha contado con amplia presencia en el medio televisivo como un icono de la adolescencia en Al salir de clase.

Activista, feminista, implicada y segura. Ese es el puro reflejo que demuestra Leticia Dolera cada vez que aparece ante su público. Porque muy lejos queda el “qué dirán”. No, ahora el barómetro se rige por la búsqueda de arrancar aquellos viejos y ma(r)chitos pensamientos. Ayudar a sembrar pequeñas semillas que hagan del mundo del mañana un lugar mejor para todos. Y, al igual que hacen las golondrinas, volver triunfantes tras la batalla.

Queremos que seas nuestra golondrina, Dolera; y que, al igual que has traído la magia del cine, consigas traer también la primavera.

Marlene Dietrich (por Sonia García)

marlenedietrich

Marlene Dietrich o la trasgresión hecha mujer. Lo que más le gustaba a Marlene Dietrich era hacer el amor con hombres y mujeres, cocinar para sus amantes y tocar la sierra musical. ¿A nosotros de ella? De ella nos enamoró absolutamente todo.

Transgresora como pocas, fue y será uno de los sex symbols del antiguo Hollywood. Detrás de esa imagen de mujer fatal se escondía una artista fiel a sus principios y adelantada a su tiempo. De mirada infinita y desbordante erotismo El ángel azul y su personaje de la cabaretera Lola-Lola, la inmortalizarían para siempre.

Todas las enciclopedias aseguran que fue el legendario director Joseph von Sternberg el verdadero creador del mito Dietrich. Nunca fue verdad. El propio Sternberg reconoció sin pudor, que la magia ya estaba de modo letal dentro de ella. Liberal y provocadora, su personalidad arrolladora magnetizaba sin posibilidad de fuga. Icono de la feminidad añadió al vestuario de la mujer, la corbata, los zapatos bajos y los pantalones. Modernidad revestida de elegancia. Comprometida y radicalmente valiente, fue una activa militante antinazi. Fiel a sus convicciones, rechazó la invitación de Goebbels para regresar a Alemania, donde Hitler la quería como estrella del cine del Reich. Desde entonces sería ciudadana americana en el pasaporte y berlinesa en el corazón. 

Toda ella carnalidad y seducción, durante los años cincuenta instaló su cuartel general en París. Ya nunca lo abandonaría. Cuando los espejos de su casa de la Avenue Montaigne empezaron a reflejar su verdadera edad, bajó las persianas y nunca más volvió a salir. Libre por encima de farisaísmos sociales, vivió su bisexualidad ante los ojos de todos. Su fuerza y modernidad rompieron clichés que antes nadie se había atrevido a romper. Nada la empequeñecía, porque ella era por encima de todo fuerte, libre y mujer.

Hemingway escribió su epitafio en vida: “La muerte es algo que a ti no te concierne, Marlene, tú eres inmortal”. Así ha sido.

Nicole Kidman (por Beatriz Prieto Muyo)

nicolekidman

Puede que nuestra siguiente protagonista se lleve la palma en cuanto a “mujeres de” se refiere. Nicole Kidman, la altísima, angelical y pelirrojísima fue, durante años, una simple actriz principiante, posiblemente en perenne estado de gracia, pero que jamás terminaba de despuntar. Su matrimonio con Tom Cruise ensombreció durante años su carrera profesional, quizá por voluntad propia, quizá por la potente carrera de él. ¿Quién recuerda aquella melena pelirroja saltando por el aire en Los Bicivoladores en 1983? ¿O incluso la no tan tierna película de colegios uniformados que protagonizó en 1991 y en la que compartió protagonismo con unas también jovencísimas Naomi Watts o Thandie Newton (Flirting)? Yendo más allá, quién recuerda su maravilloso papel en Todo por un sueño? Aquella interpretación de la ambiciosa Suzanne le hizo ganar su primer Globo de Oro, sí, pero que levanten la mano los que por generación no han llegado a ver esta película y tampoco lo han hecho después.

Pues bien, los divorcios nunca son fáciles y apostamos a que el de Nicole tampoco lo fue. Pero la verdad es que jamás un divorcio le trajo tan buena dicha a una actriz. Y es que en la carrera de Nicole Kidman hay un antes y un después de su divorcio y no solo profesionalmente. Ella misma define su divorcio como la peor etapa de su vida, pero nosotros solo vemos una vida catapultada al estrellato tras el protagonismo, en aquella época, de una de las películas que trajo al género musical la suerte que había perdido en algún lugar olvidado años atrás. Moulin Rouge consiguió que Nicole Kidman fuese nominada al Oscar, también que se rompiese una rodilla y que así, Alejandro Amenábar tuviese que esperar unos meses perfeccionando su Los Otros hasta que ella pudiese rodarla. Era el año 2001, la odisea en el estrellato Hollywodiense de nuestra querida Nicole. La concatenación de interesantísimos papeles tras estas dos películas ha sido indestructible; su capacidad de reinventarse, inagotable. El cine, tanto desde delante como desde detrás de la cámara, la música y la televisión: Kidman no se impone barreras en lo profesional y tampoco en lo personal. Fue nombrada embajadora de la buena voluntad de la ONU en 2006 y es férrea defensora de los derechos de la mujer. Por si todo esto fuera poco, suele ser una de las actrices mejor vestidas en todos los saraos, así que, aunque sea fan de los “retoquitos estéticos”, nosotras seguimos defendiendo el único calificativo que se merece esta mujer: el de faraona total.

Pilar Miró (por Patricia López Delgado)

pilarmiro

“El cine es el gran amor de mi vida. Los otros amores van y vienen, pero el cine siempre permanece.” Pilar Miró

Con nueve largometrajes en veinte años de trayectoria cinematográfica, unas doscientas realizaciones para televisión y varios montajes de teatro y ópera, Pilar Miró (1940-1997) es una figura clave en la historia del cine español.

El 20 de noviembre de 1975 muere el General Francisco Franco, dejando como recuerdo una Guerra Civil y cuarenta años de dictadura. Un año después, en septiembre de 1976, Pilar Miró estrena su primera película La petición. Iniciando así su carrera profesional como directora en plena transición.

En 1982 es nombrada por parte del PSOE Directora General de Cinematografía. Era la primera vez que no sólo se nombraba a un profesional sino que además se nombraba a una mujer. Polémicas a parte, su paso por la Dirección General de Cinematografía será recordado siempre por el impulso que intentó dar a la producción y difusión de un cine de calidad, no pensado exclusivamente en la taquilla.

Con semejante currículum y para una humilde servidora que quiso dedicarse a la dirección cinematográfica y acabó siendo documentalista audiovisual, no es de extrañar que habiendo pasado mi niñez en los ochenta y empezase la adolescencia en los noventa; en mis primeras aproximaciones al cine, me quedase fascinada ante esta mujer que hacía el cine que hacía en un mundo aún más machista si cabe que el que nos rodea ahora mismo, instaurando modelos democráticos y progresistas.

Si tuviera que quedarme con dos películas suyas creo que serían Gary Cooper que estás en los cielos (1980) ya que se la considera como precursora de introducir formas, sujetos y miradas novedosos al hacerlo desde el punto de vista femenino y, esa inolvidable adaptación de Lope de Vega que es su El perro del hortelano (1996) dando una auténtica lección de cómo se debe adaptar una pieza teatral al cine.

Lástima que la muerte nos la arrebatara antes de tiempo, una mujer de su inteligencia, valores y mirada cinematográfica nos estaría dando películas que sin duda no nos dejarían indiferentes.

Jessica Chastain (por Alicia Germán Díaz)

jessica_chastain_dark.gif

Jessica Chastain estrenó su primera película en 2008, pero el mundo conocería su nombre en 2011, año en el que estrenó nada más y nada menos que siete películas, entre ellas El árbol de la vida, Criadas y señoras y Take Shelter. Han pasado seis años desde que entró en nuestras vidas y no hemos dejado de adorarla ni un solo día.

Muchos dirán que el suyo es un éxito tardío, pero quizás precisamente porque la fama le llegó cerca de la cuarentena, ha sabido mantener la cabeza bien amueblada a lo largo de su carrera y no dejarse llevar por la marea de halagos. Y es que la grandeza de Jessica Chastain no solo radica en lo buena actriz que es, sino en la elegancia y la profesionalidad que la caracterizan. Libre de egos, se enorgullece de su trabajo y defiende su talento, pero siempre la oirás mentar en sus entrevistas a aquellas personas que la hayan ayudado a traer un personaje a la vida, ya sea el director de la película, un profesor de dicción o el mismo operador de cámara. Decidnos si no es raro oír esto de una estrella de Hollywood, donde la humildad es un bien escaso.

Además, como no podría ser de otra manera, Chastain es una feminista de a pie. De hecho, forma parte de la junta directiva de We Do It Together, una productora que surge con el propósito de financiar historias para la televisión y el cine que estén realizadas, producidas y dirigidas por mujeres y corregir así el desequilibrio que separa ambos sexos en la industria. Es más, ya sea en ruedas de prensa, entrevistas o en sus redes sociales, no pierde ni una sola oportunidad para defender de manera elocuente y tenaz los derechos de la mujer, fuera y dentro de Hollywood. Por todo esto y por mucho más, Jessica Chastain se merecía un hueco en esta lista.

Robin Wright (por Maite López)

robinwrigt

Elegir a una sola mujer de la que hablar no ha sido fácil: ¡perdonadme, Laura Dern y Julie Delpy! El golpe que dio sobre la mesa cuando reclamó lo que era suyo, demandando el mismo sueldo que su compañero de reparto en la serie de Netflix House of Cards, ha sido el detonante para que sea Robin Wright la elegida.

Su caso, además, sirve para ejemplificar cómo las series son capaces de (re)lanzar las carreras cinematográficas de muchas actrices; de permitirles gritar a la cara de la Industria [aka Hollywood] que las mujeres de más de 50 años existen y pueden ser lo que quieran: hasta Amazonas. Claro que aquí, de quién estamos hablando es de Robin Wright (a los 50 también quiero estar como ella).

En este lapso de 30 años de carrera, entre sus míticas Kelly Capwell (Santa Barbara) y Claire Underwood, destacó en papeles y películas icónicas como La Princesa Prometida o Forrest Gump. Aunque, como ella misma comentó, anteponer la vida de madre a la de actriz tuvo sus inconvenientes y más cuando quieres seguir trabajando.

Años más tarde, su participación en el remake The Girl with the Dragon Tattoo de David Fincher (2011) se convirtió en clave: de ahí no solo surgió su protagonismo en la posterior House Of Cards, sino también descubrió su faceta como directora. Ha dirigido un total de 7 capítulos de la serie y, el pasado verano, dirigió también su primer corto (dentro de una serie de 7 en el proyecto Together Now, de la productora We Do It Together). Está por ver qué surge de la producción junto Reese Witherspoon y este año participará en dos esperadas superproducciones: Wonder Woman y Blade Runner 2049.

Esperemos que la máxima de The Congress (nuestra favorita de su filmografía) no se cumpla y podamos ver crecer a la Robin Wright real, en todo lo que se proponga.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s