Artículos, música
Comment 1

Jon Brion y el disco póstumo de Mac Miller: producir sin influir

Cada vez encuentro más fascinante descubrir nombres desconocidos (para mí) que están detrás de artistas descomunales, de nombres como Kanye West, Beyoncé o Katy Perry. La historia suele ser la misma: de crecer tocando algún instrumento, pasar a ser músico para sesiones de grabación a llegar a trabajar con los mayores artistas del momento.

Otra historia como esta es la de Jon Brion, un productor americano, multi instrumentalista, compositor y que lleva bajo su manga todo tipo de artistas, canciones y bandas sonoras de los últimos 30 años. Artistas como los mencionados arriba solo son más nombres que añadir a la infinita lista de proyectos que hay detrás de este artistas, como la banda sonora de ¡Olvidate de mí! o Magnolia

Es difícil centrase en una faceta solo de este talentoso músico, pero lo intentaremos hacer siguiendo su camino como productor. Comenzó acumulando varios créditos como productor en los noventa con Eels o Aimee Mann, su pareja en el momento, y la lista continúa y continúa hasta terminar, de momento, acaba de comenzar el 2020 con el último disco de Mac Miller, Circles. Y es este mismo disco el que ha centrado la atención en su nombre y su labor como productor en un disco tan especial.

Se trata del disco póstumo del rapero americano que fue grabado en 2018 antes de su muerte y que después recogió Jon Brion para seguir con el testigo de la producción hasta su lanzamiento en enero de 2020.

El álbum empieza con un simple “Well…”, haciendo de algo así como un mega resumen de la sinceridad y naturalidad que continúa en el resto del álbum.

En una entrevista que Jon Brion concedió a Vulture el productor cuenta cómo cogió su experiencia como compositor de bandas sonoras para directores y observó el lenguaje corporal del artista para intentar transmitir musicalmente lo que él quería pero tanto le costaba explicar con palabras.

Estuvo más involucrado en los arreglos musicales como es el caso de Good News, pero sobre todo su trabajo como productor fue tratar de dar rienda suelta a la creatividad del artista. Le instaba a que tocase él mismo los instrumentos y Brion se limitaba a sugerir pequeños cambios en acordes o en versos. Indudablemente, con tal bagaje artístico y conocimiento musical, Brion hizo mucho más como productor, pero la tarea que parecía más importante era la de encauzar todo el arte que existía dentro de la mente del artista hacia el micrófono y eliminar toda desconfianza en sí mismo que pudiese haber.

Lo que era una persona llena de dudas, cohibición y timidez respecto a su propio talento como músico y como instrumentalista, tan solo necesitaba un empujón de otra persona para sacar todo fuera. Con su pasado de músico y compositor, Brion actuó como punto de apoyo, de confianza y de guía tanto musical como personal para que Miller siguiera creando. El propio Brion se sorprendió de lo que era capaz de hacer el rapero con la creación de música, cada vez descubría algo nuevo de él. 

Después de su muerte, la familia de Miller pidió a Brion que siguiese con el proyecto. Él aceptó y de repente se encontró con la ardua tarea de producir intentando cambiar lo mínimo posible. Después de meses trabajando juntos, todavía había música que no había oído y que Miller no le había mostrado, y tuvo que lanzarse a elegir las canciones que conformarían Circles. Como Brion cuenta, eligió aquello que fuese un “pensamiento completo”, donde él no tuviese que añadir matices a ese pensamiento.

Circles es un álbum de retrospección, donde Mac Miller no tuvo miedo de expresarse libre y honestamente. Letras brutales y secciones de orquesta enteras completas junto a ritmos programados hacen de este disco uno de los que te dejan pensando. No se puede sino escuchar de verdad, prestando atención a todos los detalles y todas las palabras, y es ahí donde se descubre que hay más detrás de cada sintetizador y cada ritmo relajado. Hay una historia de dudas, arte, creatividad y sentimientos encontrados.

1 comentario

  1. Gondisalvo says

    Buenas tardes. Gracias al articulo he descubierto a Mac Miller. No lo conocia (como a tantisimos grupos y/o cantantes que hay) y ha sido un gran descubrimiento. Por supuesto ya lo he añadido a mis últimas listas. Cerca de High Stand Patrol y, aunque no tenga nada que ver estilisticamente, con Fontaines D.C. hacia tiempo que no escuchaba y descubria algo que me gustase de verdad. en el plazo de una semana : tres. Los mencionados. Un saludo y gracias.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .